Parece ser un elemento muy común en el mundo de los videojuegos en la actualidad, que diversos lanzamientos parecen eludir a la Nintendo Switch para tristeza de sus aficionados. En este caso no es la excepción al publicarse la información de que Konami no lanzará Castlevania Requiem para la consola de Nintendo.

En días pasados se anunció la aprobación de la licencia de lanzamiento de este título para PlayStation 4, lo que fue confirmado posteriormente como un lanzamiento formal de este remake de los juegos Castlevania: Rondo of Blood y Castlevania: Symphony of the Night.

Días después Konami también ha creado un nuevo portal web para Castlevania, siendo todo esto las primeras señales de vida de una franquicia que ha permanecido abandonada por casi 5 años, permitiendo a sus fans soñar con el retorno de esta histórica saga.

Pero Konami no parece ser capaz de dar dos pasos sin tropezar con las esperanzas de sus fanáticos, al contestar directamente la pregunta de muchos de ellos. Konami no tiene planes de llevar Castlevania Requiem a otras plataformas en absoluto.

'Death Stranding' pisa con fuerza para los jugadores de PS4

Curiosamente, Castlevania: Symphony of the Night no ha aparecido nunca en una consola de Nintendo desde su concepción para PlayStation original hasta la actualidad, evitando hasta cuatro generaciones de consolas de esta compañía.

Por su parte, Rondo of Blood tuvo su aparición de cierta manera en Super Nintendo con la adaptación Castlevania: Dracula X, que relataba la misma historia del caza vampiros Richter Belmont pero que consistía en diferentes opciones y rutas que lo convertían en un juego diferente. Dracula X ha sido un título muy criticado por no estar a la altura del original Rondo of Blood, pero realmente es un Castlevania infravalorado.

Estos dos juegos componen la historia que rompió completamente con el molde de los juegos de Castlevania, un estilo abierto de RPG de acción que se convirtió en el estilo imperante que si se vio adaptado a las consolas portátiles de Nintendo. Por lo que solo le quedan esperanzas a los fans de que Konami cambie de parecer.