El gran lanzamiento de la industria de videojuegos en lo que va de año no ha sido ninguno de los anticipados títulos que la mayoría de los fans y la crítica especializada habían estado esperando, sino el nuevo Battle Royale, Apex Legends.

Llamar al éxito de Apex Legends un ascenso meteórico se queda corto, porque se está hablando de uno de los juegos más buscados, jugados y transmitidos en redes sociales en un espacio de unos pocos días.

Pero, ¿Cuál es la fórmula del éxito? Y lo que a muchos llama la atención, ¿Podrán sostenerlo?

El cóctel perfecto

Para poder discutir el bombazo que ha sido Apex Legends, es importante dejar de lado la noción de que este título tenga inclinaciones de carácter artístico en su desarrollo. Este juego fue realizado tras una meticulosa investigación del mercado de videojuegos y, específicamente, los Battle Royale.

Las bases que sentó el pionero PlayerUnknown’s Battlegrounds, unidas a los elementos de altísima diversión y emoción que incorporó el bombazo que ha sido Fortnite han sido elementos integrales para darle forma al éxito del momento.

A esto debe añadírsele el uso de una propiedad intelectual de alta popularidad como lo es Titanfall, uno de los juegos con mejor reputación de los últimos años, recibiendo críticas muy favorables en sus dos ediciones de 2013 y 2016 respectivamente.

Con todas estas piezas en su lugar, faltaba por añadir el golpe letal que daría a este título la oportunidad de ser un gran éxito. Apex Legends es un juego Free-to-Play.

Entrada gratuita

El hecho de que Apex Legends sea un juego gratuito para acceder es el primer paso para llegar a una audiencia ávida de títulos en línea competitivos que también sean una experiencia social que puedan compartir en línea.

Twitch ha sido el elemento clave en la difusión de este juego, reuniendo cientos de miles de espectadores de manera constante en la plataforma, encabezando los rankings de los últimos días de los juegos más vistos.

Con más de un millón de seguidores en Twitch, Apex Legends ha superado a los lideres comunes de las transmisiones en vivo y pone en tela de juicio la capacidad que eventos de Esports puedan tener para superar este fenómeno.

Uno de los elementos más interesantes es la teoría de que Apex Legends ha llegado justo en el momento más dulce posible, al caer justo en el momento en que Fortnite enfrenta uno de sus primeros bajones en popularidad, pero no lo bastante como para que los jugadores abandonen los Battle Royale.

¿Podrá perdurar en el tiempo?

No se puede determinar realmente que tan exitoso puede ser un juego en su totalidad con tan solo unas pocas semanas de haber sido presentado al público, pero diversas reacciones afirman que, cuando menos, se tiene un nuevo Fortnite entre manos.

¿Qué quiere decir eso? Que estamos siendo testigos de un videojuego que es más un fenómeno social de múltiples medios de interacción que una obra de arte de inmersión pura, que ha sido una de las características que la crítica especializada ha establecido como la creencia popular de lo que son los videojuegos.

BioWare presenta nuevo tráiler de Anthem en los Game Awards

Apex Legends no es un videojuego que busca crear una narrativa o una historia, sino una fiesta para compartir con todo el mundo. Es entretenimiento puro con amigos, conocidos y extraños en una gran competencia de disparos.

Pero describirlo de esa manera sería describir Fortnite, y Apex Legends no se siente tan, por falta de una mejor palabra, cínico en su enfoque. Este juego es mucho más sutil en su presentación y enlace con la cultura pop de lo que ha sido el mayor éxito de Epic Games.

Esto se debe en gran parte a la manera en la que Respawn Entertainment ha presentado su Battle Royale al mundo. Un verdadero ejemplo en ejecución.

Respawn al rescate de un titán

Febrero comenzó con las noticias de que las grandes compañías de videojuegos estaban sufriendo en gran medida una fuerte caída en sus valores en el mercado, en algunos casos más que en otros y ciertamente en más industrias del entretenimiento.

Aunque la caída de sus acciones se debe a una gran cantidad de factores económicos y empresariales, la creencia popular conecta esta situación a lo impopulares que se han convertido estas compañías por sus cada vez más ridículas posturas en torno a la monetización de sus productos.

Los micropagos y las cajas de botín han generado un crecimiento sin precedentes en las arcas de las grandes compañías de videojuegos, lo que las ha llevado a prácticas progresivamente más obscenas e invasivas de monetización que causaron una constante sensación de rabia y desconfianza de parte de los jugadores hacia las compañías.

Entre esas empresas se encuentra Electronic Arts, que ya es prácticamente una grosería para los gamers. Considerada una de las compañías de peor reputación de la industria para los usuarios y jugadores, ha sido una de las empresas que se ha encargado de expandir sus técnicas de monetización a niveles absurdos.

Pero esta reputación no afectó sus ingresos monetarios en realidad, ganando millones de dólares con lanzamientos de alto perfil como Battlefield V. Pero no fue suficiente para los accionistas y, por ende, han declarado de manera descabellada que han sido decepcionantes sus números.

Pero en lugar de caer en un recursivo problema de compañías similares como Activision, que señalan y acusan a otras situaciones de problemas que ellos mismos causaron, EA ha sido salvada por Respawn con este lanzamiento.

A pesar de tratarse de un juego de Electronic Arts, Apex Legends tiene el singular beneficio de no tener la influencia de la poderosa distribuidora en el desarrollo de su juego, estando completamente libre de la “peste” que representa la monstruosa presencia de micropagos.

Este alejamiento de Electronic Arts en el desarrollo de Apex Legends lo ha hecho atractivo para muchos jugadores, que lo han disparado a una popularidad con muy pocos precedentes.

Apex Legends acumula 25 millones de jugadores en tan solo una semana, medio millón de espectadores recurrentes en Twitch y la potencial inclusión de una versión de este juego para Nintendo Switch, lo que abre las posibilidades del juego cruzado para el juego de moda.

Cargando...