El día de San Valentín, una vez más, se vio asediado por el famoso grupo de protestantes que marchan en las calles de Tokio en oposición a las tradiciones y obligaciones típicas de la festividad.

Los protestantes cargaron este año pancartas con mensajes como: “Hay que acabar con el Día de San Valentín”, “Besarse en público es terrorismo” y “libertad para no casarse“.

Una de las principales razones detrás del movimiento son las arraigadas tradiciones niponas en cuanto a la entrega de presentes. En este sentido, el 14 de febrero las mujeres les regalan a los chicos un chocolate llamado ‘Giri’ (de obligación) y el 14 de marzo, justo un mes después, los hombres deben devolver dicho favor regalando dulces o chocolates a las chicas.

De hecho, esta práctica se desarrolla en ambientes académicos y laborales, pero ya algunas empresas la han prohibido debido al estrés que le genera a ciertas personas, especialmente si les es difícil encontrar una pareja.

Por eso, la aclamada ‘Liga Revolucionaria de Almas Solitarias’ (Kakumeiteki Himote Doumei) ha estado marchando en señal de desaprobación desde el 2006 y este año no es ninguna excepción; aunque la protesta se dio el pasado sábado, para no irrumpir las actividades laborales del grupo que, por cierto, no es muy numeroso.

En palabras del escritor William Andrews, del blog ‘Throw Out Your Books’:

No hay nada sexista, misógino u ofensivo en los lemas per se, y la publicidad del grupo advierte a los participantes contra las provocaciones o el discurso discriminatorio. Esto es, en parte, una política de autoprotección y una advertencia común de los organizadores de protestas en Japón, ya que hacerlo puede generar problemas legales y dar lugar a un permiso para marchar que se deniegue la próxima vez.

Curiosamente, el grupo no solo protesta en San Valentín, también lo hace en Navidad y el Día Blanco (cuando regresan los regalos), pero excluyendo las razones políticas o religiosas, solo haciendo referencia a las relaciones de pareja y su proyección sobre los miembros de la sociedad que no han tenido la misma fortuna.

Este restaurante recibe el "Fruto de la Vida" con su temática de Evangelion

San Valentín 2019

San Valentín 2018