Durante los años recientes, la industria del cine y la televisión parece estar tomando un rumbo hacia las adaptaciones en “imagen real” (también conocidas como live-action). Tras el éxito taquillero de ‘Pokémon: Detective Pikachu’, así como las próximas en la lista de estrenos, los anuncios parecen caer como llovizna en las redes sociales. Ante el panorama y la redención de pasados fracasos, el productor/director Matthew Vaughn expresó su deseo de hacer una remasterización de ‘Fantastic Four’, pero al puro estilo de la exitosa producción de Disney ‘The Incredibles’.

Vaughn –quien también es conocido por haber dirigido ‘X-Men: First Class’ y producido ‘Fantastic Four’– destacó durante una reciente entrevista con Screen Rant:

En mi opinión, lo mejor sería recrear una versión sobre ‘The Incredibles’; es decir, es un filme apropiado sobre una familia disfuncional.

De hecho, la idea no resulta tan descabellada, especialmente cuando analizamos los motivos del director al querer mejorar aquella controvertida película sobre el cuarteto de héroes:

Es una idea brillante, ya que una de mis películas favoritas es Fantastic Four, así que tal vez algún día intentaré corregir el error. Es más divertido involucrarse con las franquicias que salieron mal, porque así es más fácil hacer una buena película. Por eso, si me involucré con algunas de las películas de superhéroes que han sido decepcionantes, podría hacerlo mucho mejor.

Aunque no existe confirmación sobre un posible desarrollo por parte de Vaughn, sí hay rumores sobre el estudio Marvel/Disney planificando un reboot de ‘Los Cuatro Fantásticos’ para el 2022 y con la dirección de Peyton Reed (Ant-Man).

Nuevo tráiler del live-action de 'Tokyo Ghoul S' prevé su tema musical

Recordemos además que después del cierre del acuerdo entre 20th Century Fox y la compañía Disney, el catálogo de nuevas producciones dentro del género de los superhéroes se ampliará considerablemente, incluso podríamos ver futuras mezclas de los universos de ‘Deadpool’ y el MCU.

A todas estas, las probabilidades nunca se agotan, y menos cuando hablamos de la industria del cine.