La FBI arrestó este fin de semana al periodista Peter Bright, escritor del portal Ars Technica, por buscar sexo con menores de edad en línea.

Bright fue capturado tras una operación de las fuerzas policiales estadounidenses para detectar pedófilos en redes sociales dedicadas a conectar personas sexualmente, en este caso la aplicación KinkD.

 

El periodista nacido en Londres, conocido en redes sociales como DrPizza, fue arrestado bajo el cargo de “intento de participar en actos sexuales ilegales con menores de edad” según reportó The Daily Dot.

El reporte del FBI, quien coordinó la operación, implicaba a Bright en un intento por abusar de dos menores de 7 y 9 años respectivamente, siendo atrapado por el agente en cubierto que preparó el encuentro.

La operación

En los chats de KinkD, un agente encubierto de la FBI se dispuso a atraer potenciales pedófilos con propuestas sugerentes y encuentros clandestinos, como suele ocurrir en estos círculos criminales.

En el caso de Peter Bright, el contacto se produjo a través de WhatsApp, donde el agente del FBI y el periodista conectaron sobre su afición por actos de pedofilia.

En el chat Bright admitiría que había cometido ese tipo de actos con su propia hija de 11 años de edad, buscando acercarse a niños más jóvenes.

Utilizando un léxico fundamentalmente basado en “enseñarles sobre las abejitas” y en brindar “lecciones” a los niños pequeños, Bright quedaría expuesto como un pedofilo y un sujeto de interés para las autoridades.

¿Quién es Peter Bright?

DrPizza había sido una figura prominente en la discusión de videojuegos en Twitter durante años, al haber sido un fuerte crítico del nefasto movimiento Gamegate y un autoproclamado “feminista masculino”.

Pero sus declaraciones adquirieron un tono marcadamente más sospechoso a medida que se hacía más popular, al señalar que las leyes anti-violación basadas en la edad eran estúpidas, en lugar de elegir el consentimiento como basamento principal.

Muchos portales y usuarios de Twitter que se oponían a sus puntos de vista han decidido llevarlo como estandarte y exhibirlo como una muestra de que todos son como él, secretamente pedófilos.

Estos extremismos en redes sociales que estaban siendo dejados de lado en el mundo del gaming se revitalizaron con el arresto de Peter Bright, pero la evidencia es condenatoria y ojalá termine en prisión como le corresponde.