El director James Gunn, quien fue el encargado de estar tras la dirección de las dos primeras películas de la querida franquicia ‘Guardians of the Galaxy’, reveló que los sucesos de ‘Thor: Love and Thunder‘ estarán ambientados antes que ‘Guardians of the Galaxy Vol. 3’, en cuanto a la línea temporal de Marvel.

El director felicitó a la película de ‘Avengers: Endgame‘ tras convertirse en la película más taquillera de la historia del cine. El anuncio lo hizo a través de Instagram, en donde un fan le preguntó sobre si los sucesos de ‘Thor: Love and Thunder’ estarían ambientados antes o después de ‘Guardians of the Galaxy Vol 3’, a lo que Gunn respondió con “antes”.

Esto despeja algunas dudas de los fans ya que les recordamos que ‘Endgame’ culminó con Thor dirigiéndose a unas nuevas aventuras con todos los Guardianes de la Galaxia, pero parece que su viaje finalizará un poco antes de lo esperado, para poder reunirse con su amada Jane Foster quien es interpretada por Natalie Portman, la encargada de ser la Diosa del Trueno en la nueva cinta del querido personaje de Marvel.

La historia detrás del éxito

Luego del estreno de la segunda parte de Guardianes de la Galaxia, todos los ojos estuvieron sobre Star Lord, cuya identidad fue revelada como descendiente de una de las razas más poderosas de todo el universo de Marvel: un Celestial, entidades con poderes cósmicos que pueden manipular la materia, sin embargo, cualquier potencial fue olvidado por su participación en ‘Avengers: Infinity War’.

Para muchos fans, sus acciones le costaron la victoria a los Vengadores. Y todo fue de mal en peor cuando en julio del 2018, algunos viejos antiguos tuits del guionista y director James Gunn, con chistes de humor negro, provocaron que su participación en Guardianes de la Galaxia fuera dada por terminada.

A pesar de haber escrito el guion, Disney despidió a James Gunn y anunció que no usaría lo escrito por él para la próxima aventura de los ‘Guardianes de la Galaxia’. Entonces, los actores anunciaron su rechazo a esta decisión de la compañía y publicaron una carta sobre su posición con el director que, si bien no apoyaban las bromas de mal gusto que había hecho en el pasado, reconocían sus disculpas y deseaban trabajar con él en el futuro, por lo que finalmente, James Gunn regresó para encargarse de la tercera película.