Se sigue apilando evidencia en el caso del fracaso absoluto que representa Fallout 76 para Bethesda, con un rechazo contundente a su plataforma Fallout 1st.

Una búsqueda en internet sobre Fallout 76 ofrece una serie de resultados peculiares, con una extensa variedad de puntos de vista y lenguaje colorido. Pero todos parecen coincidir en los mismo, Fallout 76 es un desastre.

Con un accidentado lanzamiento, donde mostraron una extensa serie de malos gráficos y problemas de funcionamiento en un mundo abierto vacío y sin vida, donde hasta su mismo motor de juego fue denominado “arcaico”.

Como si fuera poco, en uno de los casos más notorios de desconexión entre la oferta del productor y la opinión del consumidor, Fallout 76 prohibió la posibilidad de recibir reembolsos a los jugadores descontentos con el juego.

La debacle continuó con la oferta engañosa de los bolsos de lona incluidas en su edición especial por ser “muy caras de producir” y prometer, tras recibir amenazas de demandas legales, bolsos de reemplazo.

Mientras tanto, Bethesda hacía grandes promesas sobre lo que implementarían en Fallout 76, ofreciendo una extensa hoja de ruta de nuevo contenido que hasta el día de hoy no han terminado de cumplir.

Fuera de una risible presentación en la E3 2019, la imagen pública de Fallout 76 se mantuvo congelada como la de un juego malo con mecánicas rotas y poco futuro, hasta que el 23 de octubre, a pocas semanas de su aniversario, anunciaron Fallout 1st.

Nunca es suficiente dinero

El anuncio de Fallout 1st es una muestra muy particular de como ciertas compañías parecen ser completamente ajenas a su comunidad de jugadores.

La negativa a simplemente dejar que este juego en línea empezara a olvidarse y diluirse hasta ser abandonado denota una especie de fe ciega en la idea de que los títulos supuestamente sustentados en hojas de ruta pueden funcionar “eventualmente”.

Suscripción mensual ocasiona guerra de clases de 'Fallout 76'

Casi un año después de su estreno, Fallout 76 no ha cumplido ninguna de las promesas que tenía programadas, siguen sin haber NPC humanos, el soporte de servidores sigue erroneo y los bugs siguen estando ahí.

Sobreviviendo bajo el hecho de que la fanaticada de Fallout es más fiel que muchas otras (Bethesda no los merece), estos fans reciben una bofetada extra al pedirles más dinero por “beneficios” para el juego.

La posibilidad de crear servidores privados para unos pocos amigos, aunque sin soporte de mods y con el pobre contenido actual, la capacidad de guardar objetos infinitamente y Atoms para la tienda interna, entre otros beneficios cosméticos.

Es importante entender esto: estos beneficios son características que debieron estar presentes en el lanzamiento del juego. Bethesda está cobrando por completar un juego que ellos no diseñaron correctamente.

Pero las cosas son incluso aún más negativas. Según reporta Forbes, la comunidad de jugadores que se mantienen en Fallout 76 anunciaron en la cuenta oficial de Reddit que la mayoría de estos beneficios no funcionan correctamente.

Unofficial but Comprehensive Bug Roundup | Patch 14.0 | 10/23/2019 – The "Bombs" Dropped & Private Servers from fo76

Los reinos privados no son realmente privados, sino simples variables que se asignan aleatoriamente y pueden estar ocupadas, así como el almacén especial desaparece los objetos que allí se guarden.

A un costo de 13 dólares al mes, con una promoción de suscripción anual de 100 dólares, Fallout 1st es uno de los peores chistes de la industria en estos momentos.

Proporcionalmente hablando, por menos de este costo se pueden pagar suscripciones a Netflix, Xbox Game Pass y Amazon Prime por nombrar algunos.