El congresista estadounidense Lou Correa criticó fuertemente a Blizzard Entertainment por permitir que grupos racistas entre a su popular juego ‘World of Warcraft’. Correa es el representante de un distrito que incluye a Anaheim, donde se lleva celebró la BlizzCon este año y dio su opinión sobre un grupo de jugadores llamado The Enclave.

Según informó Vice Waypoint, The Enclave es un grupo bien establecido conocido por su racismo y antisemitismo que ha estado presente en numerosos juegos en línea desde 1998.

Correa se enteró de la existencia de The Enclave por un miembro de su equipo que descubrió un “concurso racista de disfraces de Halloween” mientras jugaba ‘WoW’. Esto estuvo acompañado de una imagen en la que se puede ver a un personaje con un avatar vestido con una túnica blanca que recuerda a las que usaba el Ku Klux Klan, el personaje estaba acompañado de dos esclavos, uno de ellos llamado Jesse Jackson, lo que representa una clara referencia al activista de derechos civiles afroamericanos.

En la imagen también se veían elementos que hacen alusión a Charlottesville, el sitio de un ataque contra una manifestación antirracista de un terrorista nacionalista blanco en el año 2017, que resultó en la muerte de un manifestaste.

“El FBI sabe de la radicalización en línea de los videojuegos como ‘WoW’. Espero que esté de acuerdo y solucione esto de inmediato. El racismo no es un juego y su contenido es solo un ejemplo de cómo los extremistas de extrema derecha se están infiltrando en plataformas y videojuegos en línea”.

Duros momentos para Blizzard

Según Correa, al permitir que los supremacistas blancos se refugien en estos juegos es probable que muchos jóvenes se unan a sus grupos por lo que el problema en vez de disminuir ira aumentando poco a poco a medida de que el mensaje vaya calando en las mentes de los jóvenes jugadores.

Empleados de Blizzard protestan en la sede de la compañía

Por los momentos, Blizzard no ha opinado nada al respecto peor se espera que tomen medidas para eliminar a este grupo de jugadores.