En vista de la inevitable proliferación de la práctica más cuestionable de los FPS de todos los tiempos, el camping, PUBG ha creado un plan para contrarrestarlo.

El Battle Royale que definió el género para una generación de gamers sigue buscando la manera de darle variedad a su estilo de juego, esta vez con una modificación que alterará las tácticas de muchos.

La costumbre de muchos veteranos de PlayerUnknown’s Battlegrounds es la de concentrar sus fuerzas en la parte central del mapa de batalla y esperar a que los enemigos entraran en su rango de visión para eliminarlos.

Este método de camping en un juego que altera de manera constante su mapa para forzar el combate es una manera impopular de jugar para muchos, al estar enfocada en “arruinar la fiesta” en lugar de disfrutar la partida.

En una publicación en su blog oficial, PUBG muestra sus planes para forzar el movimiento de todos sus jugadores, al crear un nuevo circulo interior dentro del mapa de Battle Royale.

Este espacio, llamado Bluehole, es un espacio que mantendrá a los jugadores con una necesidad de moverse en lugar de solo esperar, a cambio de tomar daño de manera constante si se quedan estáticos.

223632831_image(12).png.10417dd920cd6f6bff91b1a0af80d434.png

Nadie quiere a los campers

Camperos, campers, camping. Si has jugado alguna vez un FPS debes tener alguna idea de como operan estos jugadores.

Se ocultan en sombras y, gracias a tener una extensa práctica y conocimiento del mapa, esperan en el sitio indicado para atacar a jugadores en posiciones vulnerables, sin enfrentar riesgos en batalla.

En PUBG, un Battle Royale donde la idea es mantenerse en movimiento constante a medida que el mapa se hace más pequeño y los jugadores se eliminan de manera rápida, ser un camper es una metodología un tanto distinta, pero mantiene el mismo principio.

Considerada como una táctica desleal, los fans suelen tomar los foros para quejarse de este tipo de jugadores, llevando a PUBG Corp a tomar acción al respecto.

Escribir un comentario