Blizzard Entertainment está implementando algunos cambios en ‘Hearthstone’, esta vez destinados al equilibrio de su última expansión, ‘Descent of Dragons’, donde los jugadores se cansaron de la frustrante lucha contra los Galakrond Shaman, una clase que se situó a la cabeza desde que se implementó su actualización.

Debido a la dominancia de la clase Shaman y a la explotación de esta por parte de los jugadores, Blizzard decidió tomar cartas en el asunto y reducir el poder de esta en el reciente parche, el cual ya está disponible para todos los jugadores de ‘Hearthstone: Descent of Dragons’, intentando nivelar un poco los campos de batalla del juego.

Es así como ahora el Corrupt Elementalist costará seis de maná en lugar de cinco, ya que los jugadores abusaron mucho de Grito de Batalla durante sus partidas, invocando dos Galakrond al mismo tiempo, permitiendo a los jugadores hacer snowball rápidamente y abusar de sus rivales al inicio de cada partida.

Nvidia explica que salida de juegos de Blizzard de GeForce Now fue un malentendido

En cuanto al Mogu Fleshaper, este sufre un nerfeo en el costo de su maná, el cual sube a nueve en lugar de siete, reduciéndose en uno por cada minion que se encuentra dentro del campo de batalla. Por lo que será más difícil para los jugadores de Shaman obtener un rápido snowball desde el principio de la partida.

En cuanto al Slurge Slurper este sufre un nerfeo que reduce su ataque a dos, mientras que Faceless Corrupter ahora tiene cuatro de ataque en lugar de cinco. Otras de las cartas que más se abusaron durante la expansión, permitiendo agregar un Lackey a nuestro mazo, cargar mana y utilizar un gripo de batalla para copiar a uno de nuestros minions.

Recordemos que el parche ya se implementó dentro de ‘Hearthstone’, buscando llevar un equilibrio a ‘Descent of Dragons’ e impulsando a los jugadores a desencantar las cartas nerfeadas, obteniendo su valor completo antes de que este finalice en las próximas dos semanas.