Este jueves la autora del manga ‘Gangsta’, Kohske, se dirigió a sus fans a través de su cuenta oficial de Twitter con un mensaje sensible pero esperanzador sobre su salud y la serialización de su obra más popular.

Para los que han seguido ‘Gangsta’, no es una novedad que su autora ha sufrido por años de desórdenes eosinofílicos, una enfermedad autoinmune donde la eosinofilia en la sangre ataca células sanas del cuerpo que pueden afectar al corazón, los pulmones, el hígado, la piel y el sistema nervioso.

Debido a esto, el manga ha tomado varias pausas a lo largo de su publicación, siendo la más larga desde noviembre de 2015 hasta mayo de 2017, cuando Kohske se tomó un descanso para seguir un arduo tratamiento.

Aunque la autora lo explica con aparente humor y optimismo, el día de hoy reveló que fue diagnosticada con lupus eritematoso sistémico, otra enfermedad autoinmune que tras inflamar las articulaciones y los vasos sanguíneos le producen anemia, malestar y fiebre.

Por ello, casi se queda ciega de un ojo y aunque afortunadamente no llegó a mayores, pide a sus fans paciencia con los siguientes números del manga ya que en estos momentos, aunque está trabajando duro, intenta disfrutar su vida.

Algo que de seguro los fans de la obra, que la han acompañado a lo largo de estos diez años, de seguro comprenderán y hará que esperen con paciencia a la continuación de los sucesos en la ciudad de Ergastulum.

Gangsta

La obra escrita e ilustrada por Kohske inició su serialización en la revista Monthly Comic Bunch de la editorial Shinchosa en el 2010 y hasta la fecha ha logrado recopilar 8 volumenes tankobon, saliendo el último en mayo de 2018.

‘Gansta’ posee una adaptación animada a la pantalla pequeña que solo contó con una temporada de 12 episodios en el 2015, pero a pesar de su popularidad una segunda temporada nunca se confirmo.

La historia se centra en los protagonistas Nick y Worick, dos hombres que asumen trabajos tanto de la mafia como de la policía en la ciudad de Ergastulum, una ciudad podrida llena de mafia, matones, prostitutas y policías sucios.