A veces la visión se torna borrosa cuando se ve desde muy arriba. Esto parece ser lo que ocurre con Pete Hines y Fallout 76.

Uno de los estrenos más infames de los últimos tiempos por sus notables fallas, promesas incumplidas y una general desconexión con el feedback de sus aficionados, la obra de Bethesda se salvó de ser la peor de todas simplemente porque la competencia fue mucho peor.

Desde arriba, la compañía mantiene una actitud de “todo está bien” a pesar de la infinidad de fallas, abusos y problemas que el juego que han creado, actitud que continúa invariablemente.

Pete Hines, representante de Bethesda, expresó recientemente en una aduladora entrevista para el portal USGamer que se encontraba sorprendido que los jugadores no habían tomado en cuenta cierto contenido del juego.

Específicamente hablando, se trataba de los modos de jugador contra jugador. Según Hines, los jugadores no tenían intenciones de batirse en duelo de manera recurrente, algo que consideraba que sería muy importante.

“Entonces, por ejemplo, creo que nos sorprendió un poco el hecho de que muy pocas personas querían participar en el PVP, mientras que mostraban más interés en jugar juntos al PVE. Todo lo contrario al: ‘Quiero poner a prueba mis habilidades contra ti y entrar en un duelo’. Hay algunos que lo hacen, no me malinterpretes, pero creo que es un porcentaje de nuestra base de jugadores más pequeña de lo que pensábamos.”

También enfatizó que tienen una nueva hoja de ruta que ofrecerán a partir del estreno de Wastelanders, confiado de que Fallout 76 cumplirá con las promesas realizadas desde el inicio.

“Sigan confiando en nosotros”

Como ya es común dentro de la industria, las compañías siguen ofreciendo hojas de ruta, con promesas de contenido en el futuro. Sosteniendo todo en una idea de confianza por parte de los jugadores.

Incluso si se es generoso con el recorrido de este juego desde su lanzamiento, Bethesda parece vivir en dos actitudes con respecto a lo que han logrado con Fallout 76. Por un lado mantienen la idea de que todo está bien, de que no ha habido ningún problema y que el juego es fabuloso.

Pero en el mismo aliento, declaran que escuchan las quejas de los aficionados y que su intención es la de cumplir con las promesas de lanzamiento, exponiendo que no fueron capaces de cumplirlas.

¿Cuál es la verdad? Probablemente ninguna. Fallout 76 es simplemente un mal juego que vive de su nombre y de la afición más fiel que se pueda ver en una franquicia.

Escribir un comentario