La pandemia global del COVID-19 ha obligado a empresas de todos los rubros a tomar medidas de emergencia par continuar operando. CD Projekt Red no es la excepción.

La casa polaca presentó hoy en sus redes sociales un comunicado oficial en el que expresan que siguen trabajando, con su personal realizando sus respectivas labores de manera remota.

Con el fin de protegerlos de la amenaza del Coronavirus y cumplir con los objetivos pautados de este año, la operatividad continúa en casa de cada miembro del staff.

La razón es obvia: Cyberpunk 2077. El juego más anticipado de 2019 y 2020 es la obra de CD Projekt Red que acapara todos los reflectores de la opinión pública y la responsabilidad es alta.

CDPR está clara que debe cumplir con los estándares que han prometido y las fechas que ellos mismos se impusieron para presentar su obra final, por lo que no pueden darse el lujo de parar el trabajo.

Posiciones

Como ya es común, la comunidad gamer se ha dividido en múltiples campos de opinión al respecto. Muchos alaban la postura de CD Projekt Red, alegando que hacen lo correcto con esta dirección.

Otros se manifiestan en contra de la situación, apuntando a buscar reembolsos si llegara otro retraso del estreno de Cyberpunk 2077. Otros, en cambio, apuntan a que solo han cambiado de lugar la práctica del crunch, que se denunció como la herramienta para completar el juego.

La compañía no ha negado abiertamente que estén realizando esta práctica de trabajo de horas extra para el estreno del ansiado juego, lo cual expone una vez más la gran mancha en la reputación laureada de CDPR.

El trabajo a marchas forzadas es una de las señas más negativas del mundo de los videojuegos, con compañías recibiendo numerosas protestas al respecto por parte de los empleados y representantes de la industria.

Pero gracias a la respuesta popular de los juegos, muchas compañías se zafan de la mala reputación porque “al público le gustó”.

Escribir un comentario