Ndemic Creations ha anunciado a través de un comunicado que está trabajando junto a la OMS y otros especialistas para actualizar Plague Inc., al parecer recibiremos un nuevo modo en el que, al contrario que el juego original, deberemos luchar contra una pandemia global y acabar con el virus.

Varias de las medidas que tomaremos para combatir el virus serán parecidas a las que muchos gobiernos están aplicando desde hace unas semanas por el coronavirus, este anuncio está claramente relacionado con todo lo que está pasando y con la incómoda situación en la que quedó el estudio cuando el coronavirus se volvió un problema real. De hecho el título está prohibido en China y no parece que vaya a volver.

Donación y mejora

Por si fuera poco, el estudio londinense ha donado 250.000$ a CEPI (Coalición para las Innovaciones en Preparación para Epidemias) y OMS (Organización Mundial de la Salud) para luchar contra el COVID-19.

“Hace ocho años, nunca imaginé que el mundo real se parecería a un juego de Plague Inc. o que tantos jugadores estarían usando Plague Inc. para ayudarlos a superar una pandemia real”, dijo James Vaughan, creador de Plague Inc “Estamos orgullosos de poder ayudar a apoyar el trabajo vital de la OMS y el CEPI mientras trabajan para encontrar una vacuna para COVID-19”.

Este es el grano de arena por parte del estudio y puede que incluso el nuevo modo de juego sea tan importante como su donación. En su momento Plague Inc. fue muy popular por su temática relacionada con acabar con toda la humanidad, los tiempos han cambiado y ahora la idea es salvarla por lo que imaginamos que tendrá sus elementos educativos, sobre todo cuando se trabaja con expertos.

Pandemia de COVID-19 genera incremento en consumo de videojuegos

La actualización llegará muy pronto y por supuesto será gratuita para todos los poseedores del juego que sigue a la venta en occidente tanto en Steam como en dispositivos móviles. Este fue el primer juego de Ndemic Creations que luego lanzó Rebel Inc. en donde la meta era controlar a la población rebelde de un régimen autoritario. Esperemos que no sigan prediciendo el futuro.