La compleja historia de Mortal Kombat dará un nuevo giro en los próximos días, en la continuación de la gran batalla contra la oscuridad.

Gracias a un adelanto de parte de NetherRealm el día de hoy, titulado “The Epic Saga Continues”, descubrimos que el plan de Liu Kang y Raiden para cambiar la historia tendrá una oposición.

Acaudalado de poder, Liu Kang está a punto de alterar el universo conocido hasta la fecha, pero es interrumpido por el temible hechicero Shang Tsung, que una vez más desafía a los héroes.

Aunque los alineamientos no están claramente definidos (Shang Tsung declara que debe evitar que Liu Kang “nos condene a todos”) las viejas rivalidades toman forma nuevamente en esta serie.

Numerosas ediciones después, los personajes fundadores de la serie parecen tomar las riendas de Mortal Kombat 11 y el futuro de la franquicia.

Empujando historias al frente

Resulta prácticamente humorístico ver a Mortal Kombat 11 intentando poner al frente nuevamente su argumento e historia en este punto.

Tras años de convertirse más en una referencia del gore y un pedestal para el entretenimiento que en un título con una mitología solida y sostenible, verlos darle un giro serio resulta llamativo, pero comprensible.

Con proyectos fílmicos a futuro, así como el reciente estreno de la película animada Scorpion’s Revenge, la idea parece ser devolver a los fans al argumento de la serie.

El torneo para definir el destino de la Tierra y las almas de la humanidad ante las fuerzas de la oscuridad volverá a tener más capas de conspiraciones y fuerzas de luz y oscuridad en conflicto. Incluyendo además todas las diferencias individuales de cada personaje, cada batalla es de vida o muerte.

Sin embargo, la imagen de Mortal Kombat ha hecho a esta historia un elemento verdaderamente superfluo, al concentrarse específicamente en la violencia y en los cameos del juego.

Solo esperamos que dejen de abusar a sus empleados al tener que ver escenas de homicidios y mutilaciones reales para darle “realismo” a un juego que no se toma a si mismo en serio.

Escribir un comentario