De manera inesperada, Activision ha retomado una de las tradiciones anuales más comunes, la filtración de un nuevo Call of Duty.

Ayer se dieron a conocer rumores de diversas fuentes que señalaron que el previsto relanzamiento de la franquicia Black Ops que se esperaba para 2020 estará basado en la guerra fría.

Manejando el término Cold War como su referencia principal al proyecto, portales como Eurogamer dan por bueno el rumor de horas pasadas. De esta manera, ya los fans pueden empezar a pensar como tirar por la ventana el actual Call of Duty.

Esto mudaría la serie que desarrolla Treyarch para la poderosa Activision a un contexto histórico de los años 60, en uno de los conflictos definitorios del siglo pasado.

Sigue el modelo anual

A pesar de las dificultades de la pandemia de COVID-19, no se ha roto con el modelo del shooter más popular del mundo.

Activision mantiene su tradición de estrenar al final de cada año un nuevo título de la serie Call of Duty, en sus distintas versiones, para el deleite de los fans de esta serie, pero desarrollando a la vez un peligroso efecto negativo.

Hayden Christensen podría interpretar a Anakin nuevamente en la serie de Obi-Wan Kenobi

Como ya hemos mencionado, el modelo anual convierte a cada versión previa en un juego obsoleto y caducado. Como se ve con títulos como FIFA y Madden NFL, el juego nuevo es el que importa.

Por ende, el esfuerzo realizado por desarrollar un CoD de primer nivel, así como mantener un balance competitivo pasa a mejor vida en un año calendario en términos reales.

Obviamente, esta no es la idea deseada por Activision, que siempre busca mantener todos los servidores de Call of Duty activos que puedan simultáneamente. Tristemente para ellos, este no es el caso.

Solo resta ver como se desarrolla la campaña publicitaria de este título, así como ver si realmente se mantendrá este escenario de la Guerra Fría.