Blizzard ha usado los foros oficiales de su web para anunciar la fecha de estreno del parche 1.13.5 de WoW Classic que añadirá la zona Ahn’Qiraj de Silithus al juego, una de las zonas más simbólicas del juego por contener dos raids bastante conocidas: Ruinas de Ahn’Qiraj y el Templo de Ahn’Qiraj.

Blizzard había estado haciendo pruebas en el PTR desde hace unos días y hace poco publicaron los resultados de estas en los mismos foros. El juego iba con mucho lag, hubo muchas desconexiones y básicamente fue injugable para muchos, pero para Blizzard esto solo significaron buenas noticias ya que así podían prepararse para lo que pasará el 29 de julio.

Pruebas antes del día

WoW Classic ya ha presentado problemas de sobrepoblación, cuando se abran las puertas de Ahn’Qiraj es probable que muchos jugadores, tanto veteranos nostálgicos como novatos con ganas, se conectarán para visitar estas ruinas. Por lo que es posible que el servidor llegue a su máxima capacidad a las primeras de cambio, sin embargo, Blizzard habló de optimización de código y de otras medidas que tomarán para mejorar la experiencia el mes que viene.

PUBG se actualizará con nuevos cambios en los vehículos

Las dos raids del lugar no estarán disponibles inicialmente, como suele ser costumbre en Wow, habrá que cumplir una línea narrativa llena de misiones obligatorias antes de poder acceder a la raid por lo que pasará un tiempo antes de que veamos a los primeros vencer a C’thun u Ossirian.

En las pruebas del PTR algunos pudieron jugar la raid Ruinas de Ahn’Qiraj por lo que ya sabrán lo que les espera, no obstante, el Templo de Ahn’Qiraj no estuvo disponible por lo que la lucha por el récord mundial de los primeros en vencer a C’Thun en WoW Classic será bastante pareja, sobre todo si Blizzard decide hacer ajuste a los jefes.

WoW Classic está disponible desde agosto del año pasado en PC y es gratis para los suscriptores de World of Warcraft y el parche 1.13.5 se añadirá el 20 de julio para todos los jugadores.