Lo que se pensaba que sería un inofensivo juego Beat ‘em Up con gráficas interesantes, se convirtió en una controversia gigantesca.

Limestone Games denunció ayer en redes sociales una terrible situación con respecto al desarrollo de Aeon Must Die!, un título que se presentó en el marco del State of Play de Sony del 6 de agosto.

Un elocuente correo electrónico llegó a las redes sociales, donde el staff que trabajó en el título denunció abusos, crunch y mala paga de parte de los cabecillas de Limestone, explicando además que la propiedad intelectual es robada.

Denuncias de tal tamaño han hecho a muchos prestarle atención a este caso, especialmente al equipo de Focus Home Interactive, quienes gracias a este tema han visto caer sus acciones en el mercado de valores.

Los denunciantes representan a la mayoría del staff de profesionales que trabajaron en Aeon Must Die!, explicando que su nombre e identidad están en un conflicto legal y que la dirigencia de Limestone Games ha hecho caso omiso de estos detalles.

En una extensa documentación que han hecho pública, los desarrolladores exponen la realidad del desarrollo del juego, donde fueron hechos trabajar cantidades excesivas de tiempo por una paga que nunca llegó.

Sobretrabajados y subpagados, los desarrolladores y la dirigencia tenían fuertes encontronazos que terminaban en amenazas de todo tipo a los trabajadores de la compañía. Llevados al punto máximo, contrataron asistencia legal independiente y presentaron cartas de renuncia.

Antes de que estas fuesen formalmente recibidas, el staff fue despedido y su compensación dejada en el aire. La directiva de Limestone se volvió hermética y no respondieron sino horas antes del State of Play.

Según su departamento legal, presentarían el tráiler sin ningún problema, porque confiaban en el éxito del juego para generar ingresos. La directiva de Limestone Games ni Focus Home Interactive se han pronunciado con respecto a estas denuncias, y el tráiler de Aeon Must Die! sigue activo en YouTube.

Escribir un comentario