Siempre es un placer ver como dos cosas que nos gustan se mezclan. Por ello, hoy les traemos una lista con nuestros vídeos musicales favoritos que tienen algunos guiños de anime.

Entonces, súbanse a este mix musical y veamos si logramos que sumen algunas de estas canciones a su playlist recurrente:

4. Tyga – Boss Up

Demostrando que no somos los únicos que, de vez en cuando, su mente divaga imaginándose cosas en formato anime, Tyga nos trae esta aventura parte live-action y parte animación en Tokio. En vídeo musical Tyga tiene nuestra cita soñada en Tokio cuando, de repente, es atacado por la Yakuza. ¿A caso esto podría ser mejor?

3. The Weeknd – Snowchild

Siguiendo esta línea del rap con un toque de R&B les traemos a The Weeknd. Este vídeo además de estar encantadoramente animado tiene toques autobiográficos de la vida del músico canadienses. Este vídeo fue producido por D’ART Shtajio, un estudio americano de animación especializado en el anime.

2. Billie Eilish – you should see me in a crown

Rompiendo el monopolio masculino en esta lista, tenemos a la nueva exponente del indie pop, Billie Eilish. Desde los inicios de su carrera esta cantante estadounidense se ha caracterizado por marcar no solo su diferencia con su música, sino también con su estilo. Aunque, sin querer dejar su ecléctica naturaleza de lado, este vídeo es particularmente interesante porque contó con el diseño del artista visual Takashi Murakami.

Esta no es la primera vez que Murakami se involucra en el mundo musical. Fue él quién le diseñó la porta al último albúm al colombiano J.Balvin, ‘Colores’. Ya entendimos, de donde vienen esas pequeñas gotas de influencia asiática que vimos en algunos de los vídeos musicales de ese albúm.

1. Pharrell Williams – It Girl

Subiendo la apuesta en cuanto a la experimentación estética, tenemo al manga del R&B, Pharrell Williams. Este vídeo no se anda con las sutileza de los dos puestos anteriores y, sin ninguna vergüenza, Pharrell nos presenta su propio OVA en la playa y unas cuantas wifus.

Uno de los detalles más lindos de toda la animación es que los personajes levantan banderas con muchas banderas, demostrando que los fans del anime estamos escondidos en todas partes de mundo y venimos en todas las formas y tamaños.

Bonus Track, los clásicos nunca mueren

3. Britney Spears – Break The Ice

Estamos totalmente seguros ‘Break The Ice’ de Britney Spears es una de las joyas más infravaloradas de esta lista. Aquí vemos a una Britney animada que podría aguantarle unos cuantos rounds a la Teniente Motoko Kusanagi. El diseño de este vídeo musical estuvo en las manos de artista gráfico británico Robert Hales. ‘Break The Ice’ formó parte de ‘Blackout’, el álbum que publicó en el 2007.

2. Daft Punk-Interstella 5555 – The 5tory of the 5ecret 5tar 5ystem

Cuando se trata de anime y música en Occidente, es casi considerado de mal gusto, no mencionar a Darth Punk e ‘Interstella 5555 – The 5tory of the 5ecret 5tar 5ystem’. Esta película de 14 capítulos de esta dúo francés fue dirigida por los magos Leiji Matsumoto y Kazuhisa Takenôchi. Sin diálogos y sólo música se nos cuenta la historia del secuestro y rescate de una banda de pop interestelar.

1. Linkin Park – Breaking The Habit

¡¿Cómo se nos ocurre colocar algún vídeo en esta lista sobre Interstella 5555 – The 5tory of the 5ecret 5tar 5ystem de Daft Punk?! Simple este vídeo, además de traernos a la memoria el enorme talento de Chester Bennington y nuestras tardes adolescentes cuando éramos emos, fue producido por Studio Gonzo. Por eso, este vídeo tiene tantos rasgos expresivos característicos del anime.

Estos vídeos musicales que mostramos acá son solo una muestra de cuánto y  cómo el anime se ha logrado infiltrar en Occidente. Sin embargo, hay que acotar que hasta el momento, esta influencia es tan solo superficial y estética.

Desde hace un par de décadas se puede decir que Occidente comenzó a enamorarse de Oriente. Aunque, admitamoslo,  por este lado del mundo hay muchas cosas que jamás entenderemos de la idiosincrasia asiática y , puede ser,  que quizás nunca lo hagamos. Este desafortunado desencuentro se podría deber a que las formas narrativa y expresivas predominantes en ambos extremos son, en muchas ocasiones,  diametralmente opuestas.

Por los momentos, contentemos con estos divertidos y hermosos experimentos visuales. Aunque quizás jamás lleguemos a la meta de adaptar o crear algo que capte completamente la esencia de un anime, no quiere decir que no disfrutemos del camino.

Pero, no se queden con nuestra opinión. Díganos, ¿qué piensan sobre nuestra selección?, ¿agregarían otro tema? Los esperamos en los comentarios.