La Xbox Series X y S ofrecen una de las mejores experiencias de juegos actualmente, además el nuevo control se siente más cómodo que nunca. Microsoft no ha querido cambiarlo mucho en un intento de no reparar lo que no está roto, pero los que quieran ir más allá tiene algunas opciones.

Estas opciones son tres controles premium que listaremos a continuación con sus características y precios. Todos son compatibles con la nueva generación y tiene sus propias apps para funcionar configurarse tanto en Windows 10 como Xbox Series X/S.

Thrusmaster eSwap X Pro Controller

El eSwap X Pro Controller es una nueva versión de los controles premium de Thrusmaster dedicado a ofrecer compatibilidad con una consola y PC. En este caso, la compatibilidad es con Windows 10 y todos los productos Xbox, incluyendo las nuevas consolas que se estrenaron hace un par de semanas.

Al igual que el Xbox One Elite Series 2, del que hablaremos más adelante, el mapeo de controles es posible a través de un software en Windows 10 y Xbox, así como la rugosidad en la parte trasera para un mejor agarre. Sin embargo, su característica principal es que podemos intercambiar fácilmente el lugar de la cruceta con de algún sticks para tener la disposición de un control de PlayStation si lo preferimos así.

Además, el control es personalizable en las agarraderas y los mismos sticks y gatillos, hay que comprarlos aparte, pero ofrecen un elemento de personalización que pocas veces aprovechan los controles premium. Por último, está enfocado a los Esports, por lo que solo funciona con un cable de 3 metros. Cuesta 160 dólares.

Razer Wolverine Ultimate

Este control de Razer viene con hasta seis botones adicionales en la parte trasera y superior del control. Además, como es costumbre en la marca, hay luz RGB en al parte superior y se puede configurar para que rote entre varios colores, se mantenga o cambie con cada pulsación.

Los sticks y las flechas son intercambiables, pero no de posición, sino por otras que vienen en la caja del producto. Unos sticks son cóncavos y otros convexos, mientras que las flechas tienen un tacto distinto entre sí. Al igual que los otros controles premium, hay que configurar todo mediante una aplicación compatible con la familia de dispositivos Xbox, aunque también hay cuatro botones con atajos para la comunicación mediante chat.

Este aparato de Razer está pensado para su funcionalidad, ofrece de todo para todo tipo de jugadores y tiene la posibilidad de usarse sin cable por la comodidad o con este para tener menos delay en los juegos más competitivos. Su única limitación es que no tiene un botón share, pero la función es remapeable en Windows 10 y Xbox. Cuesta 140 dólares.

Xbox One Elite Series 2

Microsoft no ha anunciado una nueva versión de esta maravillosa línea de controles que es considerada la mejor de la industria por lo que hay que “conformarse” con esta que se estrenó en noviembre del 2019. Este control premium viene con cuatro sticks extra y un accesorio para las flechas que mejoran el agarre en ciertos juegos como los del género de pelea.

Además, viene con su propio estuche y base de carga para una batería total de 40 horas (o más dependiendo del juego. En la parte trasera vemos que tiene agarraderas de metal para evitar que se resbale y rugosidad en los gatillos superiores que tienen Impulse (vibran de acuerdo a lo que sucede en pantalla. La parte trasera también cuenta con tres switches para ajustar hasta tres perfiles de configuración para que podamos cambiarlas inmediatamente dependiendo del género.

Y es que el remapeo de botones es muy detallado, puedes cambiar el funcionamiento de un botón por cualquier otro y guardarlo para futuras sesiones. También cuenta con una función “shift” por lo que podemos hacer que un botón active una segunda acción en las siguientes pulsaciones. Esta configuración te da ventaja y comodidad y se pueden configurar en cualquier Xbox rápidamente. El Xbox One Elite Series 2 cuesta 180 dólares.

Estos son los tres controles que pueden mejorar en la nueva generación de Microsoft, ninguno es una mala opción y la presencia de software con soporte por parte de Microsoft hace que sea muy fácil configurar cualquiera de estas opciones premium.

Escribir un comentario