El año nuevo arranca con un movimiento fuerte dentro de la industria de videojuegos, al empezar un movimiento dentro de Lucasfilms y los títulos de Star Wars.

Por años, la exclusividad de la serie ha estado en las manos de Electronic Arts. A fuerza de inversiones faraónicas, mecánicas sorpresa y un mercado complaciente, se han mantenido allí. Pero la llegada de Disney tiene un peso que EA no había factorizado en su futuro.

La refundación de Lucasfilms Games bajo el mando de Disney apuesta por expandir sus horizontes más allá de los límites que EA ofrece, al tener colaboraciones con otras compañías para futuros proyectos. En días pasados se mencionó su unión con Bethesda (y, en consecuencia, Microsoft) para un título basado en Indiana Jones.

Pero hoy lanzaron una bomba aún más fuerte al anunciar una colaboración de Star Wars con Ubisoft Massive, un estudio secundario de la marca francesa. Con una declaración oficial conjunta, Yves Guillemot y Kathleen Kennedy se manifestaron motivados por esta unión.

Considerando que la exclusividad de EA estaba pautada para continuar hasta 2023, resta por conocer que se traen entre manos desde la casa del ratón para realizar esta unión con Ubisoft.

El tema Ubisoft no se quedó en 2020

Una vez más, es pertinente presentar lo que ha marcado al año 2020 para Ubisoft como compañía, al develarse años de discriminación, abuso y acoso sexual dentro de sus oficinas.

Desde PlayerOne siempre se ha mantenido la intención de presentar estas denuncias de personas que sufrieron daños físicos y emocionales como hechos sustantivos que afectan directamente como debe tomarse la imagen pública de Ubisoft.

Por ende, la clasificación de sus productos no debe realizarse desde el vacío de “separar al artista del arte” o, peor aún, minimizar la situación como ha decidido hacer la opinión pública y la mayoría de los medios al analizar este juego.

Recordemos que el director creativo original de Assassin’s Creed: Valhalla fue Ashraf Ismail, quien se dedicó a acosar sexualmente a sus asistentes, seleccionando al personal femenino de su preferencia y abusar de su poder para propasarse con ellas.

Al descubrirse las acusaciones, Ismail tomó un descanso sabático y se le permitió retirarse de su puesto sin inconvenientes, para luego hacer un espectáculo público de su despido oficial.

Pero ahora reciben Star Wars, así que los fans seguro estarán felices.