‘Shingeki no Kyojin: The Final Season’ nos está mostrando como cada vez el conflicto en el mundo de Hajime Isayama se vuelve más difícil de sobrellevar, en especial cuando los protagonistas cambian de bando.

Es importante que les des un vistazo al último capítulo de ‘Shingeki no Kyojin: The Final Season’, antes de continuar con el artículo, ya que estará repleto de spoilers.

Cuando Eren acepta el manto, convirtiéndose en la próxima fuerza que desmantelará los esfuerzos de la humanidad para escapar de los titanes, todos entendieron que las cosas solo podían ir de mal en peor.

Con una guerra que podría terminar en el exterminio de la humanidad y los Jaegeristas apoyando fervientemente a Eren, solo falta una declaración de guerra frontal.

Esta llega con uno de los equipos más terribles de tortura cuyo dueño, Darius Zackly, recibe tras creerlo perdido y regocijarse en el regreso de su preciada posesión.

Lo que no sabía el jefe del ejército, es que su equipo de tortura llegaría una sorpresa capaz de hacer saltar a todos por los aires.

La máquina de tortura de Darius Zackly

Si de casualidad bloqueaste tus recuerdos de la máquina de tortura de Zackly, no te preocupes que aquí te lo recordaremos y no tienes que agradecernos.

El equipo, que a simple vista parece un sillón común, tiene la capacidad de alimentar a una persona con sus propios excrementos, un dispositivo creado para torturar a los nobles.

Para sorpresa del jefe del ejército vio su fin junto a su amada creación, al regresar a su despacho para descubrir que estaba rellena de explosivos colocados por Jaegeristas.

Qué te pareció el retorno de la máquina de tortura en ‘Shingeki no Kyojin: The Final Season’? ¿Estás del lado de Eren o del cuerpo de exploración en la batalla? Cuéntanos en los comentarios.

Lee también:

Afición critica nuevamente a Shingeki no Kyojin: The Final Season.

Escribir un comentario