El presidente de Foxcon, Young Liu, ha declarado que la distribución de los semiconductores de mantendrá hasta mediados del 2022. Además, reconoce que la producción ha bajado un poco más del 10% y que cada será difícil recuperarla por un tiempo.

La empresa taiwanesa es una de las principales exportadores de China y una de las más grandes productoras de semiconductores a nivel mundial. Sus clientes son prácticamente todas las grandes como Apple, Sony, HP, Microsoft, Nintendo, Lenovo o Amazon. Por lo que también sus problemas afectarán a los smartphones y consolas.

Young Liu.

Escasez de todo

Estas empresas también tienen otros distribuidores como TSMC (Taiwan Semiconductor Manufacturing Company), pero lo cierto es que si Foxconn admite que hay problemas, lo mismo suponemos del resto de distribuidoras más pequeñas. Los semiconductores son claves para cualquier componente electrónico actual, incluidos los automóviles y escasean porque el principal conductor en esta industria es el silicio, el cual escasea por diversas razones que podríamos relacionar con el coronavirus.

Por lo tanto, es asumible que este problema se mantendrá hasta que el sistema de salud global mejore, al menos en los países que compran y venden estos productos en grandes cantidades y que posteriormente los distribuyen a otras regiones.

Semiconductor.

Las declaraciones de Liu en Nikkei Asia han preocupado principalmente a Apple, ya que su producción de iPhones depende enteramente de estos semiconductores. Así que claramente la industria móvil de verá afectada, aunque, a diferencia de las consolas, los nuevos juegos se pueden seguir jugando en los dispositivos antiguos, al menos por unos años.

Estás declaraciones también contrastan un poco con las de Lisa Su, CEO de AMD, que considera que la producción de semiconductores de normalizará a mediados del 2021 (AMD trabaja como TSMC). Por lo tanto, habrá que esperar para saber quién tiene razón respecto al fin de esta crisis derivada del coronavirus.

Lea también

Presidente Biden ordena investigar la escasez de componentes de PS5 y Xbox Series X

Escribir un comentario