Todos los juegos se subsumen en un género donde invariablemente quedan encasillados, sin embargo, no siempre fueron así y es el caso de League of Legends, un juego con un género bien definido dentro de las batallas, pero que su orígenes fueron gracias a un mod de Warcraft III llamado Dota y que como es de suponer, fue mejorado gracias a la imaginación de los desarrolladores.

Estos se percataron que Dota tenía un espacio muy reducido y se aliaron con desarrolladores voluntarios quienes se ofrecieron trabajar en el juego y crear otros similares a Dota.

Y es aquí donde nace un mod llamado League of Legends y desde un principio estuvo enfocado en el género del campo de batalla online multijugador denominado MOBA, un subgénero donde entran los juegos de estrategias en tiempo real con un único norte y es el aniquilar al equipo contrario.

La característica principal de este juego del género de batalla dentro de MOAB, es que los jugadores tienen un campeón o líder central y será el encargado de enfrentase con el equipo enemigo con la ayuda de todo su comando. Aunque pareciera algo difícil de asumir, League of Legends es amigable con los nuevos usuarios ya que les permite conectarse con la base de los jugadores que ya se encuentran añadidos, poniéndose casi inmediatamente al día en las batallas.

Un éxito arrollador desde sus inicios

Riot Games nunca se imaginó que League of Legends ocuparía el privilegiado lugar que ocupa en la actualidad y no es para menos que así sea, pues los que llegan a las cumbres deben esforzarse desde abajo para llegar a ser campeones y sin duda llegar a este nivel no es tarea fácil, pues estamos hablando de un juego que puede llegar a tener millones de usuarios activos de forma mensual.

League of legends ha crecido año tras año y es en la actualidad uno de los baluartes de la tendencia esports, la cual es el sueño de muchos jóvenes llegar a ser jugadores profesionales pero antes deberán combinar a la perfección estrategias, reflejos y trabajo en equipo. Sin estos tres ingredientes básicos no llegarás a escalar las cumbres del éxito.

Lea también:

Escribir un comentario